Sinusitis

Los senos paranasales son cavidades óseas que forman parte de la cara y el cráneo y que, junto con los tejidos que conforman la nariz, cumplen las funciones de respiración, emisión de voz y olfato; para lo cual tienen que filtrar, calentar y humectar el aire que penetra en la nariz.
En condiciones normales, la nariz produce de un litro a un litro y medio de moco al día que ayuda a cumplir estas funciones; pero cuando se estanca, favorece la proliferación de virus o bacterias cuyas causas más frecuentes son los cuadros infecciosos de las vías respiratorias, las alergias, las desviaciones del tabique nasal, los traumatismos de la nariz y otras menos comunes como los tumores, pólipos nasales y malformaciones. Además, existen factores que predisponen y que junto con las causas mencionadas favorecen el desarrollo de infecciones: el tabaco, el polvo, las drogas, los medicamentos; bucear, nadar, la aplicación de gotas nasales en forma inadecuada (muchas veces por automedicación y otras prescritas por los mismos médicos).
Los síntomas varían en cada caso dependiendo del tiempo de evolución, si es aguda o crónica o si es sólo inflamatoria o hay infección.
Síntomas
Los pacientes con sinusitis aguda pueden presentar cualquiera de estos síntomas: secreción nasal que puede ser verde o amarilla, obstrucción y congestión nasal, fiebre, malestar general, tos, mal aliento, pérdida del olfato, dolor en la frente o detrás de los ojos, lagrimeo y lagañas. En la sinusitis crónica los síntomas disminuyen y puede presentarse uno o varios de los ya mencionados, y aunque no hay fiebre ni malestar general, la persona sufre cuadros gripales frecuentes o que duran varios días. 


¿Cómo saber si tengo sinusitis?
El diagnóstico se hace con base en los síntomas, en una buena exploración física y ahora también con un estudio endoscópico, que hace posible visualizar todas las estructuras de la nariz y permite que un monitor muestre al paciente todo lo que los médicos ven. Esta exploración es muy sencilla, se realiza en la consulta y no ocasiona dolor, sin embargo, se aplica anestesia local para evitar posibles molestias al paciente que impidan la revisión exhaustiva.

Sobre el tratamiento de la sinusitis
El tratamiento requiere periodos de hasta 21 días de tomar antibióticos, además de descongestionantes nasales, antiinflamatorios y esteroides por vía oral o nasal, subrayando la importancia de realizar aseos de la nariz con agua salina.
Los fracasos en el tratamiento son resultado de la interrupción del mismo, de la mala elección del antibiótico y de enfermedades adicionales.



Y si bien antes se usaban tratamientos muy agresivos y con complicaciones importantes, con el avance tecnológico se dio un giro favorable al manejo médico quirúrgico de los padecimientos de la nariz, de los senos paranasales y de las estructuras vecinas.
En sus comienzos, a cirugía endoscópica se aplicaba de manera exclusiva en casos de sinusitis; pero en la actualidad el margen se ha ampliado hacia otros problemas.
La cirugía endoscópica funcional de la nariz se ha extendido de manera importante a nivel mundial, fundamentalmente porque en muchos casos ha demostrado ser superior a los abordajes externos.

 

Ventajas
Recuperación más rápida y con mínimas molestias postoperatorias, existe menor sangrado, menor daño de los tejidos nasales, no deja cicatrices externas ni en los tejidos mucosos; por último, el paciente se puede reintegrar a sus actividades laborales en un plazo muy corto.

 

Desventajas

El instrumental y el equipo son costosos y no todos los médicos están entrenados para manejarlos. Con el transcurso del tiempo las ventajas de la endoscopia nasosinusal se han hecho evidentes y se han visto favorecidas por el desarrollo de nueva instrumentación y tecnología. Sin embargo, para ponerlas en práctica de manera segura, el otorrinolaringólogo debe cumplir con algunos requisitos básicos: es indispensable que conozca minuciosamente la anatomía, debe manejar las diferentes técnicas quirúrgicas existentes, es imprescindible que domine el tratamiento de las posibles complicaciones inherentes a la enfermedad y finalmente, necesita dominar a la perfección el material que va a emplear.

La filosofía de la endoscopia implica que la cirugía no depende de la extensión del procedimiento realizado, sino del restablecimiento de la función nasal y de la preservación de la anatomía.

 

Centro registrado y autorizado por la Xunta de Galicia para Otorrinolaringología y Medicina Estética con nº de Registro C-36-001900